Contadores en sistemas centrales: ahorro energético y económico - Naturgy - Negocios y autónomos

Contadores en sistemas centrales: ahorro energético y económico



Calderas   30 octubre, 2018

Los contadores individuales para sistemas de calefacción central son una herramienta clave para controlar el consumo energético en instalaciones centralizadas de calefacción y su instalación está recomendada como una medida clave de ahorro energético, pese a que su instalación aun no sea obligatoria por ley.
 



Estos equipos sirven para medir y contabilizar el consumo de energía de cada vivienda, de forma que cada propietario o usuario pagará por la energía realmente consumida

Componentes de un repartidor de costes o contador de consumo

Un sistema de repartidores de costes de calefacción (o contadores individuales) es un dispositivo de medición que se utiliza de forma muy habitual en instalaciones de calefacción, climatización o en la industria. 

Consta de unas sondas de medición y de un equipo de contabilización que registra el caudal y las temperaturas en las tuberías de la instalación, calculando, de este modo, la cantidad de calor o energía (kWh).
 
Estos medidores pueden usarse a la entrada de la vivienda, contabilizando el consumo de todos los radiadores, o en caso de que sea inviable esta opción, optar por equipos que se instalan de forma individual en cada uno de los radiadores de la vivienda siguiendo unas estrictas normas de montaje.  

Legislación

La legislación vigente que regula la instalación de estos equipos es la transposición de la Directiva Europea de Eficiencia Energética 2012/27/UE al ordenamiento jurídico español, que, en el caso de España, sólo se ha realizado de forma parcial. 

El apartado de contadores individuales de consumo y repartidores de costes de calefacción, ha sido aplazado y se encuentra actualmente en fase de borrador, de forma que, aunque la Directiva establecía el 31 de diciembre de 2016 como fecha límite para instalar los repartidores de costes en edificios existentes dotados de calefacción central, la normativa definitiva estaba pendiente de aprobación y este año se ha dado un paso definitivo para ello. 

En el Boletín Oficial del Estado el pasado 10 de marzo de 2018 se abrió un trámite de audiencia a los interesados en el procedimiento de elaboración de la propuesta de Real Decreto, que fue publicado para consulta pública, por el que se regula la contabilización de consumos individuales en instalaciones térmicas de edificios. El plazo de alegaciones terminó en abril de 2018, por lo que su aprobación es inminente

Pese a que aún no sea obligatorio, la instalación de sistemas de individualización de consumos en los edificios con calefacción central es una medida que favorece el ahorro de energía y reduce el coste, de forma que su instalación es totalmente recomendable. 

Elementos y diferentes sistemas 

Existen gran número de instalaciones centralizadas de calefacción, que pueden ser de tipo columna o en anillo

  • Instalaciones en columna 

En el caso de instalaciones en columna, la principal característica de estas instalaciones es la distribución de calor, que se realiza por columnas verticales sin que exista una separación por viviendas, generando una instalación con muy poco confort para los usuarios, sin posibilidad de pagar por la energía realmente consumida y que no permite regular, de forma sencilla, la temperatura del sistema. En este tipo de instalaciones los radiadores están conectados en un circuito uno a continuación del otro, compartiendo varias viviendas. Para poder medir el consumo de energía en estas instalaciones se usan contadores individuales que se instalan en cada válvula de cada radiador, midiendo de esta forma el consumo de forma global para cada vivienda 

  • Sistema en anillo 

En estos sistemas existe un anillo de distribución para cada vivienda, por lo que es posible instalar un contador de calor individual, que se se coloca a la entrada de cada vivienda, registrando el consumo total que se produce en todos los radiadores. 

Ventajas para el ahorro energético y económico 

Según estudios realizados por la Asociación Europea de Repartidores de Costes de Calefacción (EVVE), la Asociación Española de Repartidores de Costes de Calefacción (AERCCA), y según recomendaciones del IDAE (Instituto para la Diversificación y el Ahorro Energético), con la instalación de contadores individuales de calefacción en sistemas de calefacción central, el ahorro energético puede llegar a ser de hasta un 30%.  

Instalación en obra nueva y reforma 

Estos equipos pueden ser instalados tanto en edificios existentes como en obra nueva, de forma que su versatilidad es total y permite aprovechar sus ventajas en todas las situaciones. 

Su instalación supone un coste pequeño frente al ahorro energético y económico derivado, lo que permite que la inversión se recupere rápidamente y, además, se mejora el comportamiento ambiental y el confort en la vivienda. 

Conclusiones 

Por sus características, bajo coste y elevada duración (en el caso de equipos individuales en radiador, el único mantenimiento requerido es un cambio de batería cada 10 años), los contadores individuales de calefacción en sistemas centrales son una medida de ahorro energético y económico cuya implantación debe ser prioritaria en comunidades de propietarios. Se producirá ahorro económico, de energía y una mejora general del confort

Guía de Calderas

rgpdactive desactivado

argssite - GNF