3e-Houses: hogares eficientes y sostenibles

3e-Houses

¿Qué es?

3e-HOUSES es un proyecto europeo financiado dentro del Programa Marco para la Competitividad e Innovación (CIP). Su objeto es la integración de las tecnologías más comunes de la información y la comunicación (TIC’s) en viviendas sociales para ayudar a los hogares a ahorrar energía, desplazar consumos de horas punta a horas valle, y reducir las emisiones de CO2 contribuyendo, de esta manera, a la mejora del medio ambiente.
 

El proyecto se articula a través del desarrollo de 4 pilotos en un conjunto de viviendas de protección oficial en cuatro ciudades europeas, Bristol (Reino Unido), Leipzig (Alemania), Langenfeld (Alemania) y Sant Cugat (España).
 

El piloto español se ha desarrollado en 70 viviendas del municipio barcelonés de Sant Cugat del Vallés durante doce meses. Para integrar las nuevas tecnologías en las viviendas y obtener los ahorros energéticos esperados se crearon en primer lugar herramientas para calcular y poder visualizar en tiempo real el consumo de electricidad, calefacción y agua en cada vivienda. A continuación se dio a cada uno de los participantes acceso gratis a internet y un dispositivo digital (un tablet) en el que observar de forma sencilla el gasto que realizaban en cada momento. De esta forma se buscó la concienciación de los participantes, que a su vez aplicaron sencillas indicaciones para disminuir el consumo energético.
 

En una segunda fase, se implementaron optimizaciones en el sistema de control de la calefacción centralizada y se instalaron algunos automatismos, principalmente a nivel de edificio, para reducir consumos eléctricos. Asimismo se implementó una estrategia de respuesta a la demanda, con precios eléctricos simulados, ante los que los usuarios respondieron mayoritariamente trasladando consumos de horas pico a horas valle.
 

Beneficios

Los servicios de gestión del consumo energético basados en la integración de Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC’s) en viviendas permiten:

 

  • ahorros significativos de energía
  • una mejor integración de las energías renovables 
  • una reducción de emisiones de CO2.

En este sentido, el sector residencial ofrece el máximo potencial para obtener un ahorro energético que beneficie a sus propietarios y a toda la sociedad.

Objetivos

  • Aumentar la eficiencia en viviendas de protección oficial mediante la instalación de tecnologías de la información y la comunicación (TIC’s) en los hogares.
  • Fomentar el ahorro de energía ayudando a los inquilinos a conocer cómo y cuánto consumen, y la forma en que pueden gestionar dichos consumos para ahorrar.
  • Analizar cómo la información y las medidas de eficiencia energética adoptadas influyen en el consumo energético en los diferentes escenarios europeos representados por los cuatro países participantes.

Logros

Los primeros resultados del piloto español medidos desde mayo de 2011 a abril de 2012 han indicado:

 

  • un ahorro medio por vivienda del 20,2% en litros y kWh de agua caliente sanitaria,
  • un 10% en calefacción
  • un 31,5% en electricidad
  • un 16,2% en consumo de agua fría.

La disminución del consumo energético repercutió también en una reducción de emisiones a la atmósfera de 52,74 toneladas de CO2. Además, el proyecto influyó positivamente también en los edificios de viviendas ya que en las zonas comunes de cada uno de los tres edificios participantes en esta iniciativa el ahorro fue del 22%.

Despliegue

Simultáneamente al proyecto español, se ha llevado a cabo el piloto en 30 viviendas de Leipzig (Alemania) y se están replicando ambos pilotos en Inglaterra y Alemania por lo que se espera obtener resultados globales en 2013.

Participación Gas Natural Fenosa

El proyecto está siendo ejecutado por un consorcio de 9 entidades europeas: Gas Natural Fenosa, Indra, Promusa, Ennovatis GMBH, Bulgarian Housing Association (BHA), Bristol City Council, BCC, Knowle West Media Centre (KWMC), IP-PERFORMANCE LTD (IP-P), Toshiba Research Europe Ltd (TREL). Dentro de este consorcio Gas Natural Fenosa participa como líder del mismo, realizando funciones de coordinación del proyecto y de responsable del piloto español. Además de Gas Natural Fenosa e Indra en el desarrollo del piloto se contó con el apoyo y participación del Ayuntamiento de Sant Cugat del Vallès, a través de su promotora Promusa.